Congreso

Por ningún motivo se podrá emplear a menores para trabajo en el hogar

151 Vistas
  • Es necesario pensar a ese trabajo como cualquier otra relación laboral
  • La Senadora Patricia Mercado Castro, propone una reforma a la LFT
  • Busca proteger a quienes tienen menos de 18 años del riesgo del maltrato y la violencia. 

Redacción 

SemMéxico. Cd. de México. 11 de septiembre de 2020.- Solamente 20 mil trabajadoras domésticas han entrado a la prueba piloto del Seguro Social, o sea el 2 por ciento de las casi 2 millones que laboran en los hogares, informó la senadora Patricia Mercado Castro al proponer al pleno una iniciativa para que en ningún caso se contrate a adolescentes o niñas en las casas y así, evitar el riesgo de explotación, violencia y maltrato.

Al presentar un proyecto de decreto para reformar la Ley Federal de Trabajo, dijo que es necesario que en ningún caso se podrá contratar a adolescentes que presten sus servicios para una sola persona empleadora, y residan en el domicilio donde realicen sus actividades, a fin de salvaguardar sus derechos fundamentales, y su pleno desarrollo físico, emocional y mental. 

Opuesta a los estereotipos y las visiones conservadoras, la senadora de Movimiento Ciudadano, consideró que es tiempo de abandonar esas viejas ideas, que para el trabajo en las familias, de estas mujeres, hay que pensar que este trabajo esun trabajo, donde se establece una relación laboral como cualquier otra; “no es una relación familiar, una relación de amor, las trabajadoras del hogar tienen sus familias en su vida cotidiana”, tienen derechos.

Por ello recordó que el año pasado fue publicada una reforma a la Ley Federal de Trabajo para reconocer los derechos de las más de dos millones de personas trabajadoras del hogar en México, así como la ratificación del convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT); sin embargo, pese a esto, el 98 por ciento   y sigue fuera de la seguridad social. 

Y explicó que a pesar de esta prueba piloto que está desarrollando el Seguro Social solo ha alcanzado a 20 mil trabajadoras y trabajadores, la mayoría mujeres” es decir solamente el 2 por ciento, de ese pequeño porcentaje refleja la voluntad de quienes las emplean, que decidieron registrarlas y así reconocieron sus derechos.

Señaló que han quedado varios pendientes, tal como el caso del derecho a la vivienda y el tema de la inspección del trabajo, puesto que no hay manera de saber lo que sucede al interior de los hogares con respecto a la contratación de los servicios para el trabajo doméstico y el cuidado de las familias y de las personas 

Detalló enseguida su propuesta, que da respuesta a otro pendiente que es el tema de la pernocta de las trabajadoras de planta en los domicilios de trabajadoras entre los 15 y 18 años. 

Dijo a las y los senadores que hoy “tenemos que pensar este trabajo como un trabajo que signifique una relación laboral como cualquier otra; no es una relación familiar, una relación de amor, las trabajadoras del hogar tienen sus familias en su vida cotidiana”, explicó.

Enfatizó que para Movimiento Ciudadano se trata de una cuestión de defensa de los derechos laborales de las personas trabajadoras del hogar, uno de los temas que desde su fracción parlamentaria se impulsa. 

Asimismo, la senadora explicó que esta reforma viene después de que en la Cámara de Diputados se modificara la propuesta original. “La necesidad de supervivencia no puede aumentar la vulnerabilidad de estas trabajadoras y trabajadores adolescentes entre 15 y 18 años. Tenemos que regular este trabajo para que permita el pleno desarrollo y ejercicio de los derechos a la salud, a la educación, al esparcimiento y al descanso en condiciones propias de su edad, dijo. 

Por último, la senadora Patricia Mercado Castroseñaló que una de las motivaciones de la reforma fue evitar situaciones de riesgo a la explotación, maltrato y violencia en el trabajo del hogar. “Si bien es comprensible que existan vínculos afectivos, esta relación no puede estar por encima de los derechos laborales; mucho menos sustituirlos. En el caso de las adolescentes, no son hijas de sus empleadoras, son trabajadoras con autonomía que toman sus propias decisiones “, finalizó. 

La propuesta fue turnada a las Comisiones Unidas de Trabajo y Previsión Social; y de Estudios Legislativos Primera.  

Video:

Comment here

Accesibilidad