Ejecutivo

La política de género al centro de la política nacional, considerando la violencia contra las mujeres dicen aspirantes.

239 Vistas

Sara Lovera

Primera Parte

SemMéxico. Cd. de México. 2 de febrero de 2019.- Al menos unas 20 mujeres enviaron a los Consejos Consultivo y Social del Instituto Nacional de las Mujeres su deseo de ser consideradas para la terna de la que habrá de emanar la designación de la presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES). El fallo según la convocatoria “será inapelable”, se conocerá el próximo viernes, cuando se cumplan 53 días desde que el proceso se detuvo, y las consejeras emprendieron un proceso abierto y democrático. La convocatoria cerró a las 18 horas del primero de febrero. 

Las aspirantes, además de los requisitos de ley, tendrán que demostrar a las consejeras, mayoría activistas y “expertas”, que se es feminista; tener pruebas de defender el estado laico, probada conducta, no estar involucradas en actos de corrupción; defender los derechos sexuales  y reproductivos; haber sido formada estrictamente en procesos de conocimiento en género, educación de alto nivel, tener ética, haber participado en el movimiento social y tener marco histórico sobre la lucha de las mujeres, es decir conocerlo.

De entre las aspirantes, SemMéxico consultó a 6 de ellas, todas con una historia comprometida con los derechos humanos de las mujeres, todas ellas coinciden en que hoy se debe defender la permanencia y un buen trabajo en el Instituto Nacional de las Mujeres, creación del movimiento feminista y amplio de mujeres. Las consejeras decidirán en 6 días de deliberaciones. 

El proceso deliberativo abierto por las consejeras, permitió inscripciones que no estaban antes del 14 de diciembre en que no hubo acuerdo. Lo importante, destacaron las aspirantes consultadas, es que se pueda avanzar y además de enviar todos los documentos, también sus propuestas de trabajo apuntan a dar al Instituto una nueva vida en este nuevo gobierno. Se busca que alrededor del 15 de febrero hubiera una definición. 

A pesar de ello según la consulta a funcionarias para el Gobierno de la 4T hay dos candidatas fuertes:Nadine Gasman Zylbermann y Carol Arriaga García,ésta última ha enviado sus documentos y promueve su plan de trabajo y perspectiva en los medios de comunicación.

La legalidad del proceso abierto por las consejeras tiene divididas las opiniones. Hay quien sostiene, como la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, que es  una “complicadera”. En los círculos oficiales se dice que el proceso de las consejeras si bien es interesante, no está dentro de lo que marca la ley del Instituto para elegir la terna; está fuera de la normatividad y si bien ellas propondrán  del resultado de su convocatoria a sus candidatas, es la Junta de Gobierno quien deberá aprobarla y entonces enviarla al presidente para la designación.  Se corre el riesgo de que esa convocatoria sea impugnada y carezca de validez.

Para la abogada feminista Andrea Medina es atribución legal de ambos Consejos proponer la terna para que desde presidencia de la República  se elija a la nueva Presidenta de INMUJERES y explica que así se diseñó para, desde la ley, garantizar procesos transparentes y democráticos, pero también para garantizar la interlocución y legitimidad social y ciudadana de quien presida dicho Instituto. 

Y comenta que a lo largo de estos años, esa atribución que está en la ley, se ha dejado sin las precisiones reglamentarias que garantizarían claridad sobre los pasos para llegar a la decisión de dicha terna. “Esos vacíos legales no hacen ilegal que los consejos exijan y realicen sus atribuciones, sólo enrarecen el proceso y lo dejan más expuesto a posibles autoritarismos y discrecionalidades de quienes tienen poderes de facto pero, insisto, no hace ilegal la acción de los Consejos”.

Lo cierto es que las aspirantes acudieron al llamado de los consejos, entre ellas la activista y ex legisladora Candelaria Ochoa, la doctora y actual funcionaria de ONU Mujeres en Brasil, Nadine Gassman Zylbermann, la doctora Fabiola Alanís Sámano, ex secretaria de la Mujer en Michoacán, la doctora Patricia Olamendi Torres, consultora internacional y promotora de los derechos humanos de las mujeres; la doctora en filosofía  Rubí de María Gómez  Campos, ex directora del Instituto de las Mujeres de Michoacán, la economista Magdalena García Hernández, promotora de las ciudades seguras y la doctora, ex titular del programa de género del Colegio de México, Adriana Ortiz Ortega. También envió su postulación la encargada de la política de mujeres en MORENA, Carol Arriaga García.

Más allá del debate de la designación, estas aspirantes coinciden en que ahora existe un momento para  conocer y debatir el proyecto de política pública para la igualdad, en un debate plural de garantías para procesos democráticos. Coinciden en revisar lo hecho, en impulsar programas que no están completos, como los relativos a derechos laborales y fomentar la autonomía económica de las mujeres. No todas se declaran feministas, pero lo son en los hechos. Todas tienen larga trayectoria.

Están a favor de un  diálogo – serán entrevistadas el jueves 7 por las consejeras- donde se podrá analizar sobre  los logros y dificultades del Instituto,  todo lo vinculado con la política de igualdad, que está identificada por grupos de mujeres en la actual administración como algo insustancial, donde todavía no se conoce proyecto alguno. El presidente de la República, dijo el viernes por la mañana que en el plan general,  de defensa de los derechos humanos de la Secretaría de Gobernación se delinearán  las políticas “de protección” a las mujeres, especialmente sobre feminicidio. Ello, informó, sucederá este lunes 4.

DICHOS DE LAS ASPIRANTES

Las seis aspirantes, consultadas entregaron un plan de trabajo que compartieron con  SemMéxico, que publicaremos en textos aparte, por ahora  algunas propuestas relevantes  las siguientes, presentadas por estricto orden alfabético:

Fabiola Alanís Sámano:  Se requiere una política específica para las mujeres acorde con los principios de la Cuarta Transformación, hacer un uso eficiente de los recursos públicos; la protección y promoción de los más vulnerables como las mujeres, “el sector poblacional más afectado por los asesinatos de sus hijos, de sus nietos, de sus hermanos, de sus esposos”. 

Nadine Gassman Zylbermann: El INMUJERES está llamado a fomentar la centralidad de las necesidades de todas las mujeres con políticas transversales en los tres niveles del gobierno y el sector privado; desarrollar acciones posibles, prácticas y realizables; ampliar todos los mecanismos para la autonomía económica de las mujeres; mayores inversiones para ello. El asunto es involucrar a todos los gobiernos de los estados y de manera cotidiana fomentar el diálogo. 

Rubí de María Gómez Campos: De manera inmediata tres acciones: Justicia para las mujeres.Violencia y feminicidio Institucionalización de la perspectiva de género. Urge una ruta dotada de recursos,  calendario y metas mensurables para obligar a las autoridades federales, estatales y locales a aplicar las leyes relativas a la prevención y eliminación de todas las formas de discriminación de facto de las mujeres. Capacitar  de manera sistemática y obligatoria, a los jueces, fiscales, defensores públicos, abogados, los agentes de policía y otros funcionarios encargados de hacer cumplir la ley y proteger los derechos de la mujer y la igualdad de género, para poner fin al trato discriminatorio de mujeres y niñas.

Candelaria Ochoa Ávalos: En el Plan de Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, fomentar que planes y programas propuestos, integren la perspectiva de género y la igualdad como un principio rector de la política pública. Atender y dar seguimiento a los compromisos internacionales como la Agenda 2030 y las recomendaciones de los organismos internacionales como la CEPAL y las recomendaciones del Comité de CEDAW; Analizar, evaluar y recuperar los planes y programas desarrollados por la institución que han mostrado efectividad y eficacia y que han sido exitosos en el desarrollo de la institución; Desarrollar y acompañar la integración de la política de igualdad entre Municipios, Estados y Federación y fomentar la participación de la Sociedad Civil en los planes y programas del Indujeres, con particular énfasis en el movimiento amplio de mujeres y feminista. 

Patricia Olamendi Torres: Las acciones urgentes para eliminar las brechas de género y promover la igualdad de oportunidades requieren impulsar como política prioritaria la materia educativa y el sistema de cuidados garantizando un entorno seguro,  cero impunidad a la violencia contra las mujeres y las niñas y acceso a la justicia; mecanismos de estímulos a las empresas que contraten mujeres embarazadas, discapacitadas y primer empleo; sanciones por discriminación laboral,  derecho a la autonomía económica, y una revolución en el sistema de justicia, todo ello en el Plan de Gobierno con la vigilancia de Inmujeres. Más reformas, para homologar toda la legislación en el país para sancionar toda forma de violencia contra mujeres y niñas; que sean delitos graves la violencia familiar y sexual.

Adriana Ortiz Ortega: Todos los acuerdos programáticos, jurídicos y presupuestales que se establezcan deberán tener estar ancladas en lasconvenciones firmadas por México y el marco jurídico que de las mismas se desprende. Es necesario construir una visión estratégica de mediano aliento; trabajará sobre las necesidades actuales de la agenda de género en la igualdad sustantiva y en la transversalización de las políticas de todos los derechos humanos de las mujeres en los tres niveles de gobierno. Lo más importante es identificar los retos de la situación nacional referente a políticas para la protección y defensa de las mujeres y las niñas en su vinculación con la agenda internacional.

El proceso emprendido por las Consejera, fuera o dentro de a de la normatividad y si del resultado de su convocatoria, habrá propuestas que finalmente será  la Junta de Gobierno quien deberá aprobarla y entonces enviarla al presidente para la designación. 

La convocatoria fue clara  el Artículo 15 de la Ley del Instituto Nacional de las Mujeres establece los siguientes requisitos para quienes aspiran a ser titular de la presidencia de INMUJERES:

I. Ser ciudadana (o) mexicana (o) por nacimiento, en pleno goce y ejercicio de sus derechos civiles y políticos; II. No haber sido condenada(o) por delito intencional alguno, o inhabilitada(o) por la Contraloría de la Federación; III. Haber desempeñado cargos de alto nivel decisorio, cuyo ejercicio requiere conocimiento y experiencia en materia administrativa; IV Haber destacado por su labor a nivel nacional o estatal, a favor de la igualdad de género, o en actividades relacionadas con la promoción de la igualdad de oportunidades para las mujeres y demás materias objeto de esta Ley; V no encontrarse en uno o en varios de los impedimentos establecidos en la fracción III del Artículo 21 de la Ley Federal de Entidades Paraestatales.

Sin embargo los consejos incluyeron criterios esenciales para la postulación: 1. Ser feminista. Demostrada por trayectoria personal y colectiva, comprometida con resguardar y enriquecer los avances en materia de derechos humanos de las mujeres y de la igualdad sustantiva en México, enmarcada en parámetros y acuerdos nacionales, regionales e internacionales; 2. Calidad ética. Contar con probidad y alta calidad ética carente de cuestionamientos a su conducta en la agenda de género y en las luchas sociales, por ejemplo,vinculación con actos de corrupción en cualquier modalidad o que haya sido señalada por violación de derechos humanos o declaraciones en contra de sectores de la sociedad, abuso de poder y otros contrarios a derechos. 3. Contexto histórico. Profesionalización en temas de género y políticas públicas enmarcada en el contexto histórico, social, económico, cultural y político del movimiento amplio de mujeres en México.

4. Independencia y autonomía. Probada defensa de la laicidad del Estado; demostrar compromiso con el Estado laico y la defensa de las libertades civiles, la libertad sexual y los derechos sexuales y reproductivos, enmarcada en la pluralidad, elementosustancial de la democracia, que fomenta la convivencia social, la inclusión, y el respeto a la multiculturalidad y a la diversidad religiosa.

5. Conocimientos técnicos. Contar con conocimientos y experiencia demostrable en los procedimientos administrativos, legales y presupuestarios de la administración pública; en la implementación de procesos de transversalización de la perspectiva de género en el ámbito municipal, estatal y/o federal; y en la vinculación interinstitucional.

Comment here

Accesibilidad