COLUMNASJorge Herrera Valenzuela

Alfa Omega| Con incertidumbre comienza el ciclo escolar. Una Titular sin experiencia, en la SEP

214 Vistas

Aún existen apóstoles de la educación programas y planes que nadie conoce.

Libre Rosario Robles y preso Jesús Murillo Karam, ¿coincidencia?

Jorge Herrera Valenzuela

SemMéxico, Ciudad de México, 22 de agosto del 2022.- El lunes 29 de agosto será una fecha histórica y clave. Se inicia el Ciclo Escolar 2022-2023. Lo primero obedece a que por tercera ocasión una mujer estará al frente de la Secretaría de Educación Pública. Lo segundo por el desconcierto, la desinformación, la marginación y falso interés gubernamental. Las profesoras y los profesores de Educación Primaria junto con los Padres y Madres de Familia, están desconcertados, principalmente los de las escuelas oficiales, las de Gobierno, urbanas y rurales.

El Presidente de México decidió que una de sus cercanas colaboradoras, Leticia Ramírez Amaya, dejara la Coordinación Nacional de Atención Ciudadana y sea desde el miércoles 17 la titular de la Secretaría de Educación Pública. Profesora Normalista y Antropóloga. En 1984 dejó de impartir clases en Educación Primaria. Dedicó su tiempo al sindicalismo tanto en el SNTE (Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación) como en la CNTE (Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación). Desde hace 28 años es parte del equipo del tabasqueño y desde el inicio del Siglo XXI se retiró del magisterio.

En pocas palabras comento que la señora defeña, de 55 años de edad, es una funcionaria “orgullo del autoritarismo presidencial”. Recuerden al presidente José López Portillo y Pacheco nombró a su hijo José Ramón, subsecretario en Programación y Presupuesto y lo llamó “orgullo de mi nepotismo”.

La señora Leticia no está actualizada con el tema de la Educación Pública, tampoco lo estaba Delfina Gómez Álvarez, pues la ocupación de ambas era en el medio político.

Eso no importa ni es novedad, porque en 2006 el presidente Felipe Calderón nombró a Josefina Eugenia Vázquez Mota,  la primera mujer titular de la SEP, fundada en 1920. Economista, teziutleca, egresada de la Universidad Iberoamericana. Como las dos anteriores, ligada al ejercicio político. Josefina sin experiencia magisterial.

La morenista precandidata a gobernadora del Estado de México (por segunda vez) y la senadora PANista en funciones, no dejaron huella en el despacho que ocuparon ilustres educadores como José Vasconcelos, Jaime Torres Bodet y Agustín Yáñez Delgadillo.

El banquillo de los apóstoles

Hay muchas y largas historias de profesoras y profesores, a quienes comúnmente llamamos maestras y maestros, que revelan la pasión, la vocación y el deseo de estar frente al pizarrón. Transmitir conocimientos para que la niña y el niño aprendan desde tomar el lápiz, abrir un cuaderno, quitarles la expresión de sorpresa, sonreírles para eliminar el miedo que reflejan los infantiles rostros y darles confianza.

He visto a maestras y a maestros, tardar horas preparando las clases. Anteriormente la Secretaría de Educación Pública elaboraba los programas para la enseñanza, desde el primero hasta el sexto año. Contenían la temática general, es decir lengua nacional o español, aritmética o matemáticas, civismo, historia y geografía. Se establecían horarios para deportes o educación física e inclusive las aburridas clases de música.

Mentores o docentes, términos que también se usan para identificar al educador y a la educadora, que laboran en las zonas rurales, fuera de las ciudades capitales, requieren de más poyos porque tienen que recorrer distancias, caminando, para llegar al sitio donde fue edificado el plantel. Existen poblados donde las carencias son de tal magnitud que representan diario sacrificio para profesorado y estudiantes.

Obvio, en las regiones urbanas los problemas abundan, pero son de otra naturaleza. Las soluciones las toman las y los profesores y los padres y madres de Familia, no la autoridad administrativa. Material para el aseo de los salones, papel para los sanitarios e inclusive dar mantenimiento a las instalaciones. Lo que proporciona la SEP no alcanza ni para medio año escolar.

El profes@r, el Apóst@l de Banquillo, es aquel que no pone límite a sus esfuerzos, desarrolla toda su capacidad, actúa con un especial humanismo. Enfoca la atención hacia niñas y niños, porque algunos de ellos sufren mal trato en su hogar o no cuentan con apoyo para hacer sus tareas. Papi y mami trabajan, no tienen tiempo para ayudar a los hijos, ni hijas. El profesorado no habrá de mezclarse con esos problemas, pero sí apoyar al infante.

En la actualidad la situación es crítica, máxime que la pandemia que padecemos desde hace tres años cortó la asistencia a las escuelas. No hubo clases presenciales. Bien por disponer del uso de las clases vía zoom, pero el trabajo del profesorado no tiene la repercusión necesaria y el alumnado no pone la inmediata atención. Hay orden oficial de que “ningún alumno debe ser reprobado, aunque no sepa o no haya asistido a clases o no cumpla con su asistencia virtual”.

El problema es complejo. Hay alumnos y alumnas que “pasan el año” sin saber leer ni escribir. Ya inscritos en el tercer año, por ejemplo, se dan caso de ese tipo. El trabajo del magisterio se triplica, pero poco se reconoce ese trabajo. Muchos Padres y Madres de Familia no cooperan con sus hijos, hijas y éstos no se dan cuenta del daño que eso les causará más adelante.

Desde aquí hago un reconocimiento, con mucha satisfacción y orgullo, a nuestra querida hija, la profesora Claudia Leticia Herrera Navas, por cumplir con su vocación que tuvo desde los 4 años de edad para ser profesora. “Jugaba a la escuelita”, en el patio de la casa. Tenía su mesa (dizque escritorio), pizarrón, gises, y “daba sus clases” a sus muñecas y muñecos sentados en las sillitas.

Estudió en la Escuela Manuel M. Acosta. Titulada en 1985, sigue empeñada en enseñar a las y los pequeños a leer y a escribir, desde el primer año de Primaria.

Felicidades Maestra Lety por cumplir con tu apostolado.

Un saludo a la profesora Adriana Basulto Barocio, en su natal Guadalajara.

Empezaba bien y se descarriló

En un recorrido reporteril, apoyado por colaboradores sin honorarios, las profesoras y los profesores entrevistados nos dijeron que la corta estancia de Esteban Moctezuma Barragán fue positiva y lamentaban que no continuara. Había una buena comunicación con las y los maestros y los lineamientos eran de una persona enterada en asuntos pedagógicos y se avizoraba un futuro de resultados favorables para la niñez. Los educadores y educadoras tenían mayor libertad para trabajar en los planes de enseñanza.

La texcocana Delfina Gómez Álvarez dedicó su tiempo a las tareas políticas. Sabía que tendría el apoyo del Presidente de México para contender, en segunda oportunidad, por la gubernatura del Estado de México. En la Secretaría de Educación Pública tuvo mayor actividad un señor de nombre Max Arriaga Navarro, encargado de hacer trizas los Libros de Texto Gratuitos Único y cumplir órdenes presidenciales de borrar “a los conservadores que prohijaron el neoliberalismo”. Dicha persona es doctor en filología y fue sinodal de la señora Beatriz Gutiérrez Miller, en la Universidad Autónoma de México, fundada por el tabasqueño y esposo de la “no soy primera dama”.  

Delfina está calificada como “la peor” titular de la SEP. Nunca demostró tener capacidad magisterial, porque ella tiene la vocación de ser política y es lo que más aparece en su historial. Está acusada jurídicamente de haber descontado parte del salario a los trabajadores y trabajadoras del Ayuntamiento de Texcoco, cuando fue presidenta municipal, para dedicarlo a su campaña. Ha sido diputada federal y senadora.

El nombramiento de Leticia Ramírez Amaya, para encabezar la SEP, no tuvo un solo aplauso y sí mucho pesar, porque se trata de una profesora en retiro desde 1984 y activista de la fatídica CNTE, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación. A su favor el abrazo y beso que le dio el Presidente de México, en Palacio Nacional, al presentarla en “La Mañanera”, diciendo: “es de toda mi confianza, está preparada y la conozco desde hace 28 años”.

Le corresponde a la antropóloga, también alejada de esa profesión, inaugurar el nuevo Ciclo Escolar, con un supuesto plan de enseñanza, en que “los y las estudiantes deberán de aprender en Civismo cuáles son las obras de infraestructura del Gobierno,  qué partido (político) las impulsa, si formaron parte de sus promesas de campaña”, según versión periodística.

Comentó que para elaborar el Plan de Enseñanza, el gobierno federal no convocó ni consultó a los expertos en la materia y mucho menos llamó a los dirigentes de las sociedades de Padres de Familia.

Quieren imponer una educación partidista, sin recordar que en el primer gobierno sexenal, en 1934, el presidente Lázaro Cárdenas presionado por Vicente Lombardo Toledano, Francisco J. Múgica y Narciso Bassols, pretendió implantar la educación socialista. Ahora el tabasqueño, inquilino que no paga renta en Palacio Nacional, ordena cambios radicales.

Así pues, comienza un año escolar plagado de interrogantes, de una incertidumbre total y con una funcionaria que estaba dedicada a atender quejas y peticiones de la ciudadanía, telefónicas, escritas y personales, muy ajeno al trabajo en un  salón de Escuela Primaria.

P.D. La noche de este viernes 19 de agosto de 2022 dos noticias, con diferencia de horas. La Fiscalía General de la República aprehendió al licenciado JESÚS MURILLO KARAM por el Caso de los 43 Normalistas de Ayotzinapa y luego de 3 años y seis días de estancia en el penal de Santa Martha Acatitla, sale la economista MARÍA DEL ROSARIO ROBLES BERLANGA, procesada por el asunto de la llamada “Estafa Maestra”.

Ambas personas formaron parte del gabinete de Enrique Peña Nieto, quien disfruta feliz de la vida en España. Oficialmente el expresidente no está involucrado en ninguna averiguación de la Fiscalía General de la República. La impunidad se impone a favor del mexiquense.

jherrerav@live.com.mx

Comment here

Accesibilidad