Mujeres

Apenas 80 centavos del presupuesto asignado en Yucatán para impartir justicia a las mujeres

351 Vistas
  • La Red de Promotoras Mayas presenta su agenda a las autoridades

Micaela Márquez

SemMéxico, Ciudad de México, 14 de octubre del 2022.- La exigencia de ser escuchadas por las autoridades en la denuncia de cualquier violencia en su idioma y sus particularidades fue plasmada por la Red de Promotoras Mayas de Justicia que incluye a ocho municipios de Yucatán en la “Agenda para el acceso a la justicia”.

La Red de Promotoras Mayas de Justicia formada por 40 promotoras de los municipios de Chikindzonot, Chemax, Tekom, Tixcacalcupul, Kinchil, Halachó, Mayapán y Yaxcabá de Yucatán recabó las experiencias de mas de 90 mujeres mayas con el objetivo de ofrecer a las autoridades estatales y municipales información fundamental para que comprendan las situaciones de violencia que viven en sus hogares, comunidades e instituciones.

La inseguridad y la falta de castigo en contra de las personas que las agreden es la principal preocupación del millón 180 mil 619 mujeres que habitan Yucatán.

De acuerdo a los datos del INEGI 2020, el 65 por ciento se idéntica como indígena, el 22 por ciento habla alguna lengua indígena y el 42 por ciento viven en un lugar donde una o más personas hablan una lengua indígena.

Señalan que Yucatán es un lugar inseguro al cual se le ha asignado un presupuesto insuficiente para atender la violencia contra las mujeres que destina para cada una 90 pesos para prevenir la violencia en su contra, 49 pesos para atender las situaciones de maltrato que enfrentan y apenas 80 centavos para impartir justicia de acuerdo al presupuesto destinado en 2022.

La Red comenzó su proceso de capacitación y trabajo en el año 2016 con el acompañamiento de distintas organizaciones de la sociedad civil como Equis: Justicia para las Mujeres, Centro Alternativo para el Desarrollo Integral Indígena, [Cadin]; APIS Sureste: Fundación para la Equidad, A.C., y Kóokay: Ciencia Social Alternativa.

La construcción de la Agenda se generó desde la reflexión y autoconocimiento de las promotoras quienes han atravesado diversas circunstancias adversas al intentar hacer uso de los servicios de salud, institucionales y comunitarios al intentar atender casos de violencias propios o de otras mujeres.

Yucatán ocupa el lugar 10 en llamadas de emergencia, tan solo de enero a mayo del 2022 se registró una llamada cada 3 horas por “violencia contra la mujer”, es decir, mil 97. Por violencia de pareja una cada 2 horas y 30 minutos , es decir mil 425 y por violencia familiar una cada 2 horas y 20 minutos, o sea mil 574.

En Yucatán, nueve de cada 10 delitos ocurridos a mujeres durante 2020 no fueron denunciados, o sí lo fueron, pero no se iniciaron averiguaciones previas, en otras palabras, terminaron como delitos sin denuncia o sin carpeta de investigación, de acuerdo al Colectivo de Análisis de la Seguridad con Democracia (CASEDE).

Las mujeres casadas o en pareja las que viven mayor violencia

Ante la escasa información oficial y reciente realizamos una encuesta a mujeres mayas y encontramos que 83 por ciento piensa que las mujeres que más viven violencia son las que están casadas o en una relación de pareja; esto se confirma con el hecho de que 57 por ciento de las casadas y 66 por ciento de las separadas enfrentaron alguna situación de violencia en los últimos seis meses.

En las instituciones de justicia estatal no se toma en cuenta la lengua maya ni la vida que tenemos fuera de las ciudades; por ejemplo, la Fiscalía General del Estado de Yucatán (FGE) reportó que sólo hay cuatro intérpretes certificados en maya para todas las Fiscalías Investigadoras del Ministerio Público de Yucatán y uno para la Fiscalía Investigadora de Valladolid. Lo mismo pasa con los Centros Regionales Violeta: únicamente seis de las 147 personas que ahí trabajan hablan maya.

Hasta 2019, sólo en 12 de los 106 municipios de Yucatán había alguna institución para atender las violencias contra las mujeres de manera especializada, ya fuera un centro de la Secretaría de las Mujeres (Semujeres), una delegación del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) o un módulo de la Secretaría de Salud y Servicios de Salud de Yucatán (SSY) (Gobierno del Estado de Yucatán, 2020).

En los últimos cinco años se ha destinado menos del 1 por ciento del presupuesto total estatal para asegurar el derecho de las mujeres yucatecas a una vida libre de violencia.

Sólo para darnos una idea sobre la gravedad de esto, si dividimos el presupuesto de 2022 destinado a este derecho entre las mujeres que hay en Yucatán, vemos que por cada una de ellas se invertirán $ 90.00 para prevenir la violencia en su contra, $49.00 para atender las situaciones de maltrato que enfrentan y apenas $00.80 CENTAVOS para impartir justicia .

En comparación con años anteriores, el presupuesto de 2022 es el más bajo para atender las violencias que viven las mujeres yucatecas (para cumplir con esta obligación se han destinado casi 45 millones menos que en 2021). A pesar de esto, el peor presupuesto, el más bajo, es para la impartición de justicia en casos de violencia contra las mujeres, pues ha sido de un millón de pesos en 2021 y 2022.

Peticiones a la autoridades

Las mujeres mayas demandan en su agenda a las autoridades a ser escuchadas en la demanda de sus derechos y atender cualquier denuncia (física, emocional, económica, familiar, laboral, escolar, etc.) que les afecte o ponga en peligro.

Derecho a recibir protección inmediata y atención medica y psicológica gratuita y de calidad para sanar los daños físicos y emocionales.

Orientación en español y maya para conocer las acciones jurídicas e instituciones a las que se pueden recurrir para acabar con el maltrato. Conocer qué derechos tenemos y qué obligaciones deben cumplir las autoridades durante los procesos de justicia. Tomar decisiones de manera libre e informada sobre las alternativas legales que tenemos para salir de la violencia.
Autoridades de justicia comunitaria con la capacitación y los recursos necesarios para atender adecuadamente la violencia contra las mujeres mayas.

Instituciones de justicia estatal que atiendan la violencia y discriminación que vivimos dentro y fuera de nuestros hogares, tomando en cuenta nuestro idioma, cultura y particularidades como mujeres mayas.

“Nuestro derecho a recibir un trato digno por parte de las autoridades cuando: Somos víctimas de violencia: debemos ser atendidas con respeto, privacidad, rapidez y eficacia”.

Para lograr lo anterior y enfocarse en la prevención de las violencias en su contra, las mujeres mayas proponen como estrategia que las instituciones municipales den a conocer – a través de radio, televisión, periódicos, redes sociales, carteles, folletos, letreros en bardas, charlas, talleres, etc.– información en español y maya sobre todos sus derechos, “para que en nuestras casas, escuelas y comunidades se hable con la verdad y sin vergüenza sobre las violencias que vivimos y no se nos culpe por estas situaciones ni se justifique a quienes nos agreden”.

Durante el mes de septiembre las promotoras mayas llevaron a cabo la presentación y una caravana en el que llevaron la agenda a las autoridades estatales y municipales.

SEM/MG

Comment here

Accesibilidad