Efemérides

LA FUNDACIÓN KELLOGG RECONOCE EL VALOR DE LA PARTERÍA

398 Vistas

La ONU llama al gobierno de México a reconocer el valor de la partería y reducir la muerte materna, las cesáreas entre otros aspectos

En el 2003, la ONU declaró el 5 de mayo como el Día Internacional de la Partera para reconocer su importante labor alrededor del mundo.

México cuenta con más de 20 mil parteras tradicionales que trabajan mayormente en áreas rurales y marginadas. En 2020 el 1.9 por ciento de los nacimientos en México y el 36 por ciento en Chiapas fueron realizados por parteras.

Sara Lovera

SemMéxico, Cd. de México, 5 de mayo, 2022.- En honor al Día Internacional de la Partera, la Fundación W.K. Kellogg (WKKF) reconoce el valor y la experiencia que las parteras aportan en todo el mundo, y en especial en las zonas más marginadas de México, y especialmente a las parteras Nich Ixim.

La práctica de la partería se realiza desde épocas ancestrales que se comparte de generación en generación, y está fuertemente arraigada en la cultura de los pueblos indígenas. Hoy sigue formando parte integral del tejido social de México.  De acuerdo al Instituto Nacional de Geografía e Informática (INEGI), en México existen más de 20 mil parteras tradicionales, y sólo 100 parteras profesionales egresadas.

Según la Organización de las Naciones Unidas, las Parteras en el Mundo podrían satisfacer alrededor del 90 por ciento de la necesidad mundial de intervenciones esenciales en el continuo de la atención de la salud sexual, reproductiva, materna y neonatal SSRMN. Pero frecuentemente su saber y habilidades no son tomadas en cuenta.

En México, de cada 100 partos a nivel nacional, 46 son cesáreas y 54 partos normales cifra que supera la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que va del 10 al 15 por ciento de nacimientos por cesárea, asunto muy preocupante. Pero el sistema de salud mexicano, no le da importancia, dice Naciones Unidas, con motivo del día mundial de la partería, ya que las parteras podrían disminuir este flagelo.

México tiene la oportunidad de hacer un cambio a favor de las mujeres y sus bebés realizando inversiones costo efectivas para la atención del modelo de partería, al priorizar el establecimiento de entornos habilitantes en el ámbito laboral, tema de la conmemoración este año.

La Conmemoración

En el año 2003, la Organización de las Naciones Unidas declaró el 5 de mayo como el Día Internacional de la Partera para reconocer su labor, pero en especial para mostrar la importancia de mantener un compromiso -a nivel internacional y en cada país- con la mejora de las condiciones de trabajo de las parteras, y la institucionalización y formalización de esta labor.

La Fundación W.K. Kellogg reconoce esfuerzos como los del Movimiento de Parteras Nich Ixim para posicionar en la agenda pública la importancia de la partería como parte esencial del sistema de salud de Chiapas y de México. Fundado en 2014, Nich Ixim está conformado por más de 600 parteras y es acompañado por varias organizaciones, tres de las cuales son donatarias de la WKKF.

“Las integrantes de Nich Ixim trabajan arduamente para mejorar las habilidades y fortalecer la colaboración entre parteras tradicionales y profesionales, y para exigir el reconocimiento oficial del papel esencial que desempeñan las parteras”, dijo Verónica Fernández de Castro, oficial de programa senior de la WKKF. “Estos esfuerzos conducen a mejores resultados para las madres y sus bebés, así como para quienes dedican sus vidas a su atención y cuidados”.

La partería en México es un esquema fundamental para la salud materna y neonatal, especialmente en zonas rurales, y que ha ido adquiriendo cada vez más importancia en contextos urbanos. Según datos del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), en 2020, nacieron vivos en México 32 mil 816 niños y niñas con los cuidados de una partera, lo que representa el 1.9 por ciento de nacimientos a nivel nacional. En Chiapas, 36 por ciento de los nacimientos registrados en 2020 fueron atendidos por una partera, según el INEGI.

La pandemia de COVID-19 dejó en evidencia la enorme labor que las parteras realizan. Durante este periodo y debido a las restricciones de salubridad, se elevó la demanda por el servicio de partería en muchas regiones del país.

Día Internacional de la Partera 2022 Entornos habilitantes laborales, normativos y de práctica: valorando y respetando a las parteras profesionales y a las mujeres

Según la Organización de Naciones Unidas en 2021 el Estado de la partería, indica, que las parteras recibieran apoyo e inversiones de todos los gobiernos del mundo, en 2035 se vería que: 4.3 millones de vidas se habrían salvado cada año; 1.9 millones de mortinatos se habrían evitado cada año; 2 millones de muertes neonatales se habrían evitado cada año; 280.000 muertes maternas se habrían evitado cada año1

La evidencia internacional demuestra que la atención de las parteras profesionales en los sistemas de salud disminuye la tasa de cesáreas y obtienen experiencias positivas para las mamás y sus bebés.

Con motivo del Día Internacional de la Partera, que se celebra el 5 de mayo de cada año, el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA por sus siglas en inglés) en México en alianza con la Fundación Johnson & Johnson celebran que hace cien años nació la Unión Internacional de Parteras en Bélgica, que fue la precursora de la Confederación Internacional de Matronas (ICM por sus siglas en inglés). Desde entonces, la ICM se ha transformado en lo que es hoy: una organización global no gubernamental que representa a más de 140 asociaciones de parteras en más de 120 países, entre ellos, México donde la Asociación de Parteras Profesionales es miembro activo de la ICM. En conjunto, estas asociaciones representan a más de un millón de parteras de todo el mundo.

Al cumplir 100 años, la ICM está dedicando tiempo para analizar temas relacionados con la identidad, la raza, el género, la capacidad e inclusión como forma de tomar el pulso a la comunidad internacional de parteras y crecer desde las distintas perspectivas que conforman una profesión ancestral.

México tiene la oportunidad de hacer un cambio a favor de las mujeres y sus bebés realizando inversiones costo efectivas para la atención del modelo de partería, al priorizar el establecimiento de entornos habilitantes en el ámbito laboral, normativo y en la prestación de servicios de parteras profesionales para mejorar la calidad de los servicios de SSRMN.

Es preciso poner atención a los grupos con mayores vulnerabilidades en el espíritu de “no dejar a nadie atrás” a fin de garantizar que accedan a la atención de salud por parte de profesionales calificadas como son las parteras profesionales. Por ello se precisa para las parteras profesionales y el personal de salud, un entorno normativo y laboral propicio, así como una educación adecuada, con el fin de comprender y satisfacer las necesidades específicas de los grupos vulnerables y, así, prestar una atención que sea accesible y aceptable para todas las personas.

Para generar entornos habilitantes para la práctica de la partería reconociendo competencias, liderazgo, cuidado integral centrado en la mujer y espacios libres de discriminación, se requiere innovaciones en la organización de los servicios con espacios de atención de partería que tienen fundamentos en la medicina basada en evidencia y en la Norma Oficial Mexicana para la atención de la mujer durante el embarazo, parto y puerperio, y de la persona recién nacida (NOM-007-SSA2- 2016).

Durante la Conferencia de Prensa “Entornos habilitantes laborales, normativos y de práctica: valorando y respetando a las parteras profesionales y a las mujeres” se presentó el Decálogo para la instalación de entornos habilitantes de la práctica de la partería. Este decálogo busca promover los cambios adecuados para brindar una atención centrada en la mujer y en su bebé, respetando sus derechos humanos, sexuales y reproductivos a través de la atención del Modelo de Partería Profesional.

La conferencia de prensa contó con la participación de Alana Armita ge, Representante del UNFPA en México, quien afirmó que, con un entorno normativo transformador desde el punto de vista del género, se pueden abordar las causas subyacentes de las desigualdades de género; garantizar los derechos humanos; la autonomía y el bienestar de los profesionales que prestan la atención, reconocer el valor del trabajo en salud y del trabajo de las mujeres; y recompensar el esfuerzo adecuadamente. Por ello el UNFPA se suma para abogar por la inversión en partería profesional con la evidencia suficiente del mejoramiento de la calidad de los servicios.

En la conferencia también participaron: Guadalupe Hernández, Presidenta de la Asociación de Parteras Profesionales, quien apuntó que desarrollar y reforzar la capacidad institucional de las parteras agremiadas es una prioridad para fomentar el liderazgo, facilitar una atención de alta calidad e incrementar su participación en los procesos de planeación y toma de decisiones de las políticas de salud.

Juan José Jiménez, Director del Hospital General de Tulancingo, resaltó los beneficios de incorporar recursos humanos de partería en la atención de la SSRMN y presentó los cambios que se han implementado para contar con espacios habilitantes para la práctica de la partería en el “Área Rosa” dentro del hospital.

La Partera Profesional Alina Bisho, presentó el Decálogo para la implementación de entornos habilitantes para la práctica de la partería. Mencionó que las parteras son proveedoras esenciales de atención primaria a la salud y desempeñan un papel fundamental en el continuo de la salud sexual, reproductiva, materna y neonatal a lo largo del curso de vida de las mujeres: entornos habilitantes laborales, normativos y en la práctica son los que requieren y merecen las parteras.

Comment here

Accesibilidad