Congreso

Las mujeres sí pueden garantizar la gobernabilidad en Guerrero, a un año del ascenso de una gobernadora

226 Vistas
  • Cierto que llegó supliendo a su papá, lo que la pone en aprietos
  • Crítica a los programas asistenciales del gobierno Federal

Josefina Aguilar Pastor 

SemMéxico, Chilpancingo, Guerrero, 7 de junio de 2022. – A pesar de que en algunos casos las mujeres han accedido a espacios públicos no ha sido a través del voto directo sino por medio de acciones afirmativas, pueden garantizar la gobernabilidad y gobernanza afirmó, Flor Añorve Ocampo presidenta de la Mesa directiva del Congreso del Estado.  

Al cumplirse este 6 de junio, un año de transición política –la tercera en el Estado de Guerrero-, que permitió la llegada por primera vez en la historia de la entidad de una mujer a la gubernatura del estado, y la conformación de un Congreso Paritario, y ante el cuestionamiento de que, si las mujeres pueden garantizar la gobernabilidad en el Estado, la legisladora local, sostuvo que definitivamente las mujeres pueden dar gobernanza. 

Esto indicó, se han visto en las comisarías, en los municipios, aunque reconoció que ha sido muy difícil llegar a ello, han tenido desde distintas instancias, que tomar acciones afirmativas para lograrlo, “no hemos llegado como nos hubiese gustado llegar, sino ha sido por esta acción afirmativa, definitivamente sería muy complicado”, reconoció la legisladora.  

Analizó que la paridad con que goza actualmente la legislatura local, no se debe tanto al voto de la ciudadanía sino a las acciones afirmativas para lograr el 50-50. 

También refirió que hoy una gobernadora mujer, pero ella no hubiese llegado si al papá no le quitan al candidatura, “fue como llego y es lamentable decirlo, pero también es una realidad, el candidato por ese partido era un varón y al ver se limitado de la candidatura, tomó la opción de que la ciudadanía tenía arraigo con él y si ponía a su hija mujer, los votos se pasaban a la hoy gobernadora y es así como hoy todavía me queda la preocupación de que si las mujeres sin esas acciones afirmativas, pueden llegar” expuso Añorve Ocampo. 

Cuestionada sobre si hoy, que hay un Congreso Paritario habría mayor productividad legislativa, o solo serán la legislatura de la paridad de género, la presidenta de la mesa Directiva respondió que hay calidad en el trabajo legislativo, al mismo tiempo cuestionó del porque ahora debería haber más productividad si están al 50-50.  

Fustigó del porque a las mujeres se les exige que haya más productividad cuando a ellos –diputados varones-, nunca se les había exigido que tuvieran productividad “yo considero que eso no es así, las mujeres trabajamos y trabajamos fuerte, no tenemos que responder a estereotipos, ¿no pueden decirnos que deben ser más productivo el Congreso porque ya hay el 50 por ciento de mujeres que cuando estaba la mayoría de los hombres les exigían que hubiera esa productividad?  yo creo que no”. 

Por otro lado, Añorve Ocampo, consideró importante generar políticas públicas que ayuden a las mujeres, sobre todo en un ámbito de violencia, al reconocer que todas las mujeres la viven, aunque se piensa que solo en la Montaña, en algunas comunidades se da este problema no es así, la violencia no tiene nada que ver con la lejanía, las ciudades o con la situación económica de las mujeres. 

La violencia hacia las mujeres dijo, es algo que no solamente se pueden quitar con educación o con políticas públicas de capacitación o reconcomiendo de los derechos de las mujeres, tiene que ver también, con que las mujeres dejen de ser dependientas económicas, porque no tienen una libertad económica que les permita salir adelante. 

Casi por lo general, las mujeres no trabajan, y si lo hacen, es de manera informal y eso las hace dependientes de su pareja y ahí es donde empieza la violencia de todo tipo, empezando por la económica y hasta llegar hasta el feminicidio. 

Lamentó que el actual gobierno federal, haya desparecido los programas Oportunidades o Prospera, considerada una política pública que les permitía a las mujeres que lo recibían tener cierta independencia económica, ya que eran ellas las que lo recibían y decidían como aplicarlo, lo hacían principalmente para que sus hijos fueran a la escuela, para su casa, su alimentación. 

Reconoció que los programas asistencialistas no son lo mejor, sino que se tienen por parte de los gobierno, generar fuentes de empleo para las mujeres y dejen de ser dependientes económicas, si se va resolviendo, se verán políticas públicas que generan otros cambios como más mujeres, niñas y adolescentes en las escuelas, terminando sus estudios, pudiendo generar recursos  para ellas y sus familias “no es un tema sencillo conlleva muchas cosas, pero lo fundamental es que las mujeres  dejen de estar dependiendo de otra persona para lo mínimo que necesita”, compartió la presidenta de la mesa directiva.  

Comment here

Accesibilidad