8 de MarzoMujeres

Mujeres de la Elite Política buscan nueva articulación para otro México

668 Vistas
  • Quienes no estuvieron en su concepción, opinan: no violencia y mujeres libres
  • Urgente retomar el camino de la política de igualdad, abandonada en esta administración

Sara Lovera

SemMéxico, Cd. de México, 5 de marzo, 2022.- En este 8 de marzo ¿Cuál es el país que queremos las mujeres? Interroga SemMéxico a mujeres feministas a propósito de una convocatoria lanzada por 10 mujeres de la élite política para construir una agenda política desde las mujeres, la número 42 desde 1996, surgida con el inició de la transición democrática.

Se trata de un llamado plural, practicado por las mexicanas desde 1935 en que se formó el Frente Pro Derechos de la Mujer y para rescatar al país del retroceso y el abandono de la agenda de igualdad, que afecta a la mitad de la población.

Quienes no estuvieron en la discusión para lanzar esta “articulación política de mujeres”, como la construida colectivamente para la Asamblea Nacional de Mujeres en 1997, o el ejercicio de los últimos años llamada Nosotras Tenemos Otros Datos, opinan: hay que terminar con la impunidad, que las mujeres vivan sin un átomo de violencia, que desaparezca la discriminación y se recuperen los avances construidos desde 1995 –conferencia de Beijing- y se cumpla con el Estado de Derecho.

Agregan, que en México es tiempo donde se procure y administre la justica, se incluya la perspectiva de género en el sistema educativo nacional, no haya tráfico de niñas, florezca la cultura, la música, se difunda la libertad y se respeten los derechos laborales. Que se haga efectiva la libertad de expresión y no se persiga a las jóvenes que protestan en todo el país.

La iniciativa de estas 10 mujeres, circulada en privado para organizaciones y sociedad civil, será anunciada este lunes 7 de marzo, en la Universidad El Claustro de Sor Juana – donde se celebró el 50 aniversario del voto ciudadano en 2003-, fue selectiva y  está firmada por  las ex gobernadoras Dulce Ma. Sauri Riancho y Amalia García Medina,  que también dirigieron al Partido Revolucionario Institucional PRI y al Partido de la Revolución Democrática PRD, la ex secretaria de Turismo, Silvia Hernández, la ex diputada emecista  Martha Tagle; las académicas Adriana Ortíz Ortega y Gabriela Delgado Ballesteros; dos herederas de familias influyentes, Amparo Espinosa Rugarcia y Clara Scherer Castillo y la empresaria en medios Cristina Renaud.

Ellas, las convocantes de El país que Queremos las Mujeres, hablan de crear una articulación política de mujeres y de organizaciones, – ya firmaron las de las convocantes y 35 más- para pensar y dialogar en torno a la urgente problemática del futuro de México, desde una mirada feminista y con perspectiva de género.

Dice el texto que su objetivo es contribuir a construir una agenda para lograr un país con derechos, en el que impere la igualdad sustantiva, la justicia y la libertad.

Sostienen, después de haber discutido 4 meses, ellas, las 10, que se convoca a las personas de la amplia diversidad del territorio nacional a discutir todo sobre el país que queremos, sin restricción ni límites impuestos.

Planearon, las 10 mujeres convocantes, discutir en mesas, entre marzo de 2022 y marzo 223, 12 temas – uno cada mes-  que atañen al desarrollo del país, y no precisan como preocupación el asunto de la libertad de expresión, ni explícitamente la armonización de las leyes para garantizar la interrupción legal del embarazo. Será una discusión colectiva, para que surjan opciones de futuro.

Dan prioridad a cuestiones relacionadas con la “igualdad sustantiva”, surgida de la Plataforma de Acción de Beijing y otros asuntos relacionados con la Agenda 2030. Dos cosas de la ONU. Eso se hará en diálogo, con lo que hoy se llama Conversatorios de análisis y reflexión.

Hasta ahora se han sumado organizaciones, grupos o redes, principalmente relacionados con la política, la paridad, los derechos electorales de las mujeres, incluso empresariales, del más diverso origen, casi ninguna de las que se conocen como ONG, tradicionales y especialistas en temáticas feministas de febril actuación en otros sexenios, promotoras de avances globales e impulsoras de las políticas públicas hoy en retroceso. (abajo la lista de adherentes)

¿Y qué dicen las que no estuvieron?  mensuales, de marzo del 2022 a marzo de 2023 en torno a los siguientes

Sandra Peniche Quintal directora de Servicios Humanitarios en Salud Sexual y Reproductiva, en Yucatán:

“Quiero un País sin delincuentes de ningún tipo. Quiero ver que los hombres evolucionen a personas, que las mujeres vivan sin un átomo de violencia de ningún tipo. Que haya seguridad alimentaria, que florezcan las culturas y las bellas artes, que la música sea un segundo lenguaje para que todas las personas hagamos otro paradigma social.

Rosario Ortíz Magallón, Red Nacional de Mujeres Trabajadoras

“El México que queremos y por el que debemos luchar las mujeres, es uno sin violencia de ningún tipo y construir la seguridad de vida.

“La igualdad de trato y oportunidades para erradicar la discriminación en todos los espacios donde estamos las mujeres.

“Reconstruir el diálogo social incluyente donde el debate de ideas, crítica y propuesta sea el eje para que la democracia en nuestro país se avance.

“Los derechos al trabajo, a la seguridad social, la salud, la educación y el medio ambiente sean la agenda social para el avance de las mujeres”.

Bárbara García Chávez, feminista, ex diputada y ex regidora de Género, de Oaxaca de Juárez, capital

El país que quiero. Pienso que la desigualdad que priva en México en diferentes ámbitos, se ha agudizado en los últimos años durante la presente administración política, acotando la de por si mermada democracia.

En cuanto a la participación de las mujeres, que desde la perspectiva interseccional siguen siendo las mujeres las más afectadas por la pobreza y la falta de oportunidades que las limita por la desigualdad financiera y legal y otros factores sociales y políticos limita sus libertades y derechos.

Consciente del país que hoy habitamos, incluso considerando los retrocesos en las políticas públicas y el desprecio que muestra el actual presidente hacia las mujeres; quisiera que la cacareada paridad de género alcanzada tuviese de manera aleatoria impacto en el desarrollo de las mujeres, que sus derechos humanos fueran garantizados, que la cultura de igualdad se vislumbre en una verdadera división del trabajo doméstico como principio de entre hombres y mujeres, que la práctica religiosa no siga abonando a los cánones roles y estereotipos que promueven la violencia contra las mujeres en todos los ámbitos. Que el gobierno de esta tan apaleada Republica se hiciera cargo de implementar acciones que prevengan la violencia feminicida y arrase con la impunidad que nos sigue matando.

Marcela Eternod Arámburu, ex secretaria ejecutiva de Inmujeres

Pensando en el país que queremos las mujeres, me pregunto, ¿dónde está esa pujante agenda de la igualdad que abarcó todas las esferas de la Plataforma de Acción de Beijing? ¿Cómo fue posible que entre finales de 2018 y 2022 se restringieran las políticas de igualdad, las acciones afirmativas, los recursos presupuestarios para la agenda feminista, los recursos para prevenir, atender y sancionar la violencia contra las mujeres? ¿Qué permitió que retrocediéramos tanto en el tema de los cuidados de los más vulnerables? ¿Dónde están las insumisas, dónde están las indómitas, dónde están las legiones feministas trabajando por sus pares?

Martha RAMOS, directora general editorial de la OEM y responsable del Consejo Editorial de Género, único en América Latina.

Me gustaría un país donde no sea necesario hablar de género porque nos entendemos como iguales. Un Estado que nos brinde seguridad para ser, estar y crecer. Un marco jurídico tan moderno y justo que permita a cada ser desarrollarse para bien. Un sistema educativo incluyente y sin prejuicios. En ese país el 8M sería un festival de colores y no una jornada de reclamo.

Teresa C. Ulloa Ziáurriz, Directora de la Coalición Regional contra el Tráfico de Mujeres y Niñas en América Latina y el Caribe (CATWLAC)

Quiero un México que proteja a sus mujeres y niñas, donde se erradique la impunidad y se procure y administre justicia desde la perspectiva de género.

Quiero un México que se preocupe y atienda a las niñas, pero también a las adultas mayores. Quiero un México que garantice igualdad de oportunidades, trato y resultados para todas las mujeres y niñas. Y queremos una paridad en todo que sea de las mujeres para las mujeres. Porque sexo no es género.

Guadalupe Almaguer Pardo,  feminista, militante y varias veces diputada del PRD

Las mujeres, queremos un país donde sea posible ser nombradas, reconocidas todas nuestras capacidades, con legislaciones donde nuestros derechos sean los protagonistas, donde las niñas, adolescentes y mujeres sean las poderosas dueñas de su cuerpo. Donde no nos den miedo ni las calles, ni la casa, ni opinar en el derecho a disentir. Un país donde no seamos consideradas anzuelos de venta, ni se exploren las ficciones de nuestro cuerpo, y donde no seamos vendidas ni compradas en la feria de la carne del capitalismo patriarcal. ¡Un país de libertades, de derechos y de igualdad!

Patricia Galeana, ex embajadora, fue directora del Archivo General de la Nación y es líder de la Federación de Mujeres Universitarias

“Las mujeres queremos un México sin feminicidios, sin desaparecidas, sin violencia, sin impunidad, en dónde haya justicia y se cumpla con las leyes nacionales y los tratados internacionales que nuestro país ha firmado, un Estado de derecho.

Un México donde haya políticas públicas con enfoque de género para acabar con la desigualdad y la discriminación hacia las mujeres. Un México donde los programas educativos, desde preescolar hasta posgrado, incluyan la perspectiva de género. Dónde se inculque la igualdad sustantiva entre hombres y mujeres. Una educación formal e informal que deconstruya la cultura patriarcal y construya una cultura de paz y de respeto a todas las personas, independientemente de su sexo, preferencia sexual, ideología o cualquier otra condición.

Guadalupe Ramos Ponce, CLADEM, Jalisco

Un país donde las mujeres seamos libres, no valientes. Un país donde las mujeres podamos andar la calle, el espacio público, el Espacio comunitario y el espacio familiar, plenas, sin miedo y con derechos. Un país donde las mujeres seamos SUJETAS y TITULARES de los derechos, no objeto del mismo.

Que nos dicen las Convocantes

Gabriela Delgado Ballesteros, Investigadora, Instituto de Investigaciones sobre la Universidad y la Educación UNAM.

En México las feministas hemos trabajado por nuestros derechos mucho antes de la Conferencia Mundial de la Mujer en Beijing, China; desde entonces se instituyeron los mecanismos para lograrlos.  Tuvimos avances; no obstante, actualmente hay retrocesos. México ha ratificado muchos tratados Internacionales de la ONU, como la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles. Sin embargo, ni los gobiernos ni los partidos políticos han instrumentado políticas para erradicar las violencias que sufren la mayoría de las mujeres. De ahí que, ejerciendo una democracia deliberativa organizaciones feministas y de la sociedad civil debatiremos para presentar una agenda que considere el País que queremos las mujeres para que todas las personas vivan en paz, con justicia e igualdad sustantiva

Adriana Ortíz Ortega, académica, integrante de Mujeres en Plural

 El país que queremos las mujeres, explica abundantemente la iniciativa que se presentará este lunes, acota y explica: Este ejercicio tiene como referencia datos concretos como son el que hoy en día, las mujeres y las niñas representan más de la mitad de la población que reside en México (51.2%), 64.5 millones, de ellas 47 millones 887 mil son mayores de edad (52% del padrón electoral). En el país existe una gran diversidad de mujeres; 6 millones son indígenas (10% aprox.); 3.3. millones son mujeres con discapacidad (5% aprox.) y 1.3 millones se identifican como afrodescendientes (2% aprox.). La problemática que se busca abordar es que si bien las mujeres en México participan en todas las esferas política, económica, social y cultural aún lo hacen en medio de desventajas, desigualdad y frente a múltiples violencias.

Organizaciones que se adhieren a la convocatoria y suman sus logos; hasta 5, la misma persona con distintos logos.

Comment here

Accesibilidad