Ejecutivo

UADY cuenta con protocolo para atender violencia de género

1.390 Vistas

* Atenderán casos, pero también realizarán talleres, pláticas y campañas

* Es una respuesta a los casos de acoso y hostigamiento denunciados

Lorena Castellanos Rincón. 

SemMéxico, Mérida, Yuc., 22 julio 2019.- El Consejo Universitario de la Universidad Autónoma de Yucatán aprobó por unanimidad el establecimiento del Protocolo para la Prevención, Atención y Sanción de la Violencia de Género, convirtiéndose en la primera institución de nivel superior del sureste mexicano en contar con uno.

El documento, elaborado por el Programa Institucional de Igualdad de Género de la universidad alrededor del año 2016 y aprobado a principios de mes, contempla acciones para prevenir y mitigar casos de discriminación, hostigamiento, acoso y abuso sexual que sucedan dentro de cualquier campus o alguna de las tres preparatorias de la UADY. 

En entrevista con SemMéxico, Rosa Elena Cruz Pech, cofundadora de la campaña UADY Sin Acoso, detalló que, además de estas acciones, el protocolo también dictamina la realización de una campaña de prevención que incluye talleres, pláticas y materias enfocadas al tema de género, dirigidos tanto a estudiantes como a los docentes y al personal manual y administrativo de la institución. 

Cabe recordar que el mes pasado, estudiantes de la Preparatoria Número Uno, perteneciente a la Universidad, se manifestaron en apoyo de una compañera que denunció a su profesor de acoso sexual, quien fue debidamente despedido. Días después surgieron casos similares que se hicieron públicos y fueron difundidos por los medios de comunicación.

De acuerdo con la también estudiante de la Facultad de Antropología de la UADY, estos casos, aunados a las denuncias que ha recibido la campaña de la cual forma parte, “marcaron la importancia” para la universidad de contar con esta herramienta, que servirá para “llevar de manera legal y formal” este tipo de casos.

“Creo que es muy importante lo que acaba de hacer la universidad al tener ya una herramienta que, con el simple hecho de tenerla está reconociendo que exista la violencia de género dentro de ella”, aseguró. 

Asimismo, indicó que atender estos casos desde la Máxima Casa de Estudios de Yucatán, implica otorgar una educación integral a los estudiantes, más allá de la excelencia académica, y que esto mismo repercutirá en la interacción social que tengan en el futuro profesional. 

Por otra parte, respecto a ciertos comentarios que ha habido a raíz de las denuncias públicas de estudiantes, como el caso de la Preparatoria Número Uno, de que la institución encubre a los agresores, Cruz Pech opinó que estas situaciones eran el reflejo de la falta de “herramientas formales”, como es el protocolo. 

“Cada director hacía lo que consideraba que debía hacer, y una de las principales cosas es el silencio, el que nadie se entere que está pasando por el tema de la imagen institucional. Esperamos que con este protocolo estos silencios dejen de generarse dentro de la universidad”.

Afirmó que, aunque el protocolo es un “primer paso”, todavía falta más por hacer para combatir la violencia de género. No obstante, esta acción histórica “da pie para que otras instituciones se empiecen a cuestionar sobre la necesidad de implementar estos protocolos de atención”, porque es una realidad que debe ser reconocida para ser erradicada. 

UADY sin Acoso a 6 meses de campaña

UADY Sin Acoso es una campaña de prevención y atención de la violencia, diseñada hace casi un año por estudiantes de esta Casa de Estudios, y que comenzó formalmente a principios de este 2019, teniendo un registro de 19 denuncias hasta la fecha, de las cuales solo tres han sido públicas.

Entre los casos que han documentado, se encuentran situaciones de discriminación, acoso sexual, hostigamiento, acoso virtual, abuso sexual de menor de edad, abuso sexual en mayores de edad y un caso de violación. 

Al respecto, Rosa Elena Cruz detalló que, la mayoría de estas denuncias son hechas por mujeres, excepto una referente a discriminación por religión. Sin embargo, este tipo de situaciones son muy normalizadas dentro del ambiente escolar. 

“El acoso inter estudiantil está aún más normalizado que el hostigamiento, entonces ven normal que una persona te lance cierto comentario, te alce la falda, te desabroche el brasier, entonces son actitudes muy normalizadas que con el tiempo se van a ir erradicando”. 

De igual forma, detalló que, muchos estudiantes todavía no se atreven a denunciar, porque tienen “el miedo de las represalias que puede haber o de que no se va a hacer nada” pues, aunque ya existe el protocolo, este establece que solo hay un año de margen de actuación, desde que ocurre el suceso. 

Sin embargo, la campaña no solo recibe denuncias y realiza talleres y pláticas de prevención, sino que brinda apoyo a las víctimas, desde la canalización legal o psicológica con expertos para llevar los casos.

SEM/lc/sj

Comment here

Accesibilidad