Mujeres

Alerta de Violencia de Género en la picota

1.008 Vistas
  • Pide académica otro diseño y critica la falta de congruencia de la 4T
  • AMLO, que a diario decreta todo, que decrete el fin del feminicidio

Sara Lovera


SemMéxico, Cd. de México, 22 agosto 2019.- Por Incongruencia, visión cuadrada y desconocimiento de la realidad se negó la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM) en la Ciudad de México, afirmó esta mañana Aleida Hernández Cervantes, integrante del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM (CEICH-UNAM) e integrante del Grupo de Trabajo en la búsqueda de la Alerta para la capital del país.

La académica propuso repensar el mecanismo de la AVGM, que ha perdido su naturaleza porque fue pensada para una emergencia y se confundió con política pública, descuidando las obligaciones que tienen los sistemas, nacional y estatal, sobre Atención, Prevención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres, esa sí política pública. Lo más grave, dijo, es que eso generó simulación y no existe una verdadera coordinación entre los niveles de gobierno para atender la violencia feminicida o de género.

Pero, ahora, “vino la emergencia” y hablan como si todo fuera a fundarse “y continúan las autoridades pensando en cuadrado”. Manifestó su desaliento porque se suponía que el nuevo gobierno, aliado cuando era oposición, actúa igual que antes, es como si fuéramos “ingenuas”.

Llamó a involucrar a las universidades y a los medios de comunicación, responsables del saber, a la emergencia nacional de la violencia contra las mujeres y aprovechar la coyuntura actual, donde miles de jóvenes han alzado la voz.

Así se expresó en la primera mesa del Foro: Reflexiones Actuales sobre Feminicidio, convocado por el CEICH en la torre de humanidades de la UNAM, y esa mesa examinó los avances de las AVGM en la cual algunas mujeres de entidades del país donde está declarada la AVG hablaron de su experiencia.

En el foro también se analizó la narrativa de los medios de comunicación. Se informó que fue invitada la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres CONAVIM, pero nadie llegó.

El foro, que abrió con una conferencia de la doctora Marcela Lagarde, ex diputada que fue responsable de la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida sin Violencia; participó Araceli Osorio Martínez, madre de Lesvy Berlín Osorio asesinada hace dos años en el campus universitario, quién también reclamó la insensibilidad de las autoridades de la Ciudad de México, la indiferencia de las universidades y la hipocresía que rodeó la propuesta de dar una disculpa por el desaseo en toda la investigación sobre el asesinato de su hija.

Así como los intentos por desviar los hechos y la enorme dificultad para tener justicia. Opinó que ante la coyuntura actual, otra vez las autoridades capitalinas parecen “no saber qué hacer”, criticó la actuación de la Procuraduría, de la policía y otras instancias. Afirmó, como ciudadana que esas autoridades, en cuerpo de mujeres “no nos representan”.

Dos representantes del Movimiento Nacional de Mujeres Indígenas estuvieron ahí. En voz de Patricia Torres se anunció la creación para los pueblos originarios de la Alerta de Emergencia Comunitaria de Género, luego de sustanciar que la AVGM tiene una visión limitada a las zonas urbanas, donde las indígenas y su condición diferenciada no están consideradas.

Norma Don Juan también del movimiento indígena dijo que ahora mismo su movimiento está haciendo un registro de las indígenas asesinadas, que no se hacen visibles y consideró que el reto para el futuro de las AVGM es diseñar políticas públicas interculturales; pidió que no se siga hostigando a los sistemas normativos y se reconozca que en la realidad hay un cuarto orden de gobierno.

Por su parte, llamó la atención la participación, durante 20 minutos, de Reyna Ramírez Santana, de la Red para el avance Político de las mujeres en Guerrero y peticionaria de la AVGM, quien dijo que el grupo de trabajo y seguimiento de la Alerta en aquella entidad sólo ha sesionado una vez en dos años y aseguró que no hay hechos de avance, más que en lo legislativo y falta transparencia en el uso de los recursos.

La también representante del morenista y del ex alcalde de Acapulco Félix Salgado Macedonio, señaló que se acordará pronto la segunda alerta de género en Guerrero por Agravio Comparado, toda vez que en esa entidad no se cumplió con la recomendación 10, referida a la aplicación de la Norma 046, para que las mujeres violadas accedan, sin cortapisas, a la interrupción legal del embarazo.

AMLO debería decretar la AVGM

La más incisiva y clara sobre el devenir de las AVGM fue sin duda Aleida Hernández Cervantes, quien señaló que las cifras de la violencia feminicida están a la vista, debiera decretarse, como el presidente de la República lo hace a diario, una emergencia con responsables, con nombres y apellidos, e hizo un llamado a darle un marcaje especial al Poder Judicial, que en las entidades del país y en toda la República, parece intocado.

Por ello, insistió en que la AVGM tenga un nuevo diseño en función de su objetivo que es atender lo urgente. Reconoció que estamos en un Estado de Emergencia, pero la violencia contra las mujeres, al tiempo, debe enfrentarse con una política pública asertiva y la AVGM debe atender casos puntuales, donde actúen los fiscales, que están a la sombra, porque lo más importante es que no haya impunidad; la AVGM debiera ser el mecanismo que fiscalice las medidas, que le ponga dientes a su contenido y se hagan las acciones inmediatas.

Reiteró el mal manejo en la Ciudad de México, ya que no le declararon la alerta porque hará 17 acciones, que “no se su alcance”. Asimismo, consideró que deben acotarse los tiempos de la Alerta, al señalar que no es posible que haya algunas declaradas hace cuatro años; que no tengan indicadores de evaluación, y en ningún caso se atiende lo de hoy, lo inmediato.

Pidió que se acabe con la exclusión de las organizaciones civiles peticionarias en los grupos de trabajo que hacen el seguimiento.

Luego propuso, a las feministas, a las peticionaras y a las académicas –se burló de que se les exija la máxima expertiz- que construyan un bunker y se sienten, si se quiere tres meses, pensando, haciendo y diseñando, esa nueva AVGM, y mientras también hay que asegurar el funcionamiento de los Sistemas de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de todas las violencias. Porque, afirmó, ahora hay mucha simulación y todas perdemos. El ejemplo, claro, es se negó la alerta en la Ciudad de México, cuando apenas había cumplido el 30 por ciento de las recomendaciones, esas que se hacen para que se cumplan en seis meses. Absurdo.
Avanzamos en derechos y perdimos la paz, concluyó.

SEM/sl/sj

Comment here

Accesibilidad