Ejecutivo

Bachelet reconoce el liderazgo de las mujeres, exhorta al gobierno federal a implementar las recomendaciones en las desapariciones forzadas de personas

287 Vistas
  • Van 105 mil 22 personas desaparecidas y no localizadas, más de 52 mil cuerpos sin identificar en los servicios forenses y cuatro mil 967 fosas clandestinas localizadas.
  • Presentación del Libro Verde de la ONU sobre desapariciones en México

Elda Montiel

SemMéxico, Ciudad de México, 31 de agosto del 2022.- Michelle Bachelet, la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, reconoció -en la presentación de la tercera edición del libro La desaparición forzada en México: una mirada desde los Organismos del Sistema de Naciones Unidas«– que con el liderazgo de las mujeres en la búsqueda de sus hijas e hijos han realizado grandes logros como la búsqueda efectiva, la creación de leyes o la construcción de memoria.

Las instó a persistir en su búsqueda y a exigir la investigación y sanción de los responsables. Al inicio de su gestión fueron fuente de inspiración y compromiso, comentó.

En el penúltimo día de su mandato, exhortó al gobierno de México a revisar su modelo de seguridad, atender la seguridad de sus habitantes, abatir la impunidad existente en los sistemas de justicia y erradicar la revictimización. 

“No hay tiempo que perder”, dijo, al referirse a las 100 mil  personas desaparecidas en México, al demandar implementar sin delación las recomendaciones, dictámenes internacionales adoptados por los órganos de supervisión de los tratados. 

Bachelet afirmó que “la desaparición de personas es una conducta criminal desgarradora, que en México ha incurrido en un ambiente de impunidad y violencia, y que tiene efectos aún más críticos en las mujeres, niñas y adolescentes, así como en las personas migrantes”, reiteró en la presentación llevada a cabo en el marco del Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas organizado por las Oficinas de Naciones Unidas para los Derechos Humanos en el Centro Cultural España de la Ciudad de México.

Por su parte, Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, reconoció que las salidas que se han buscado para resolver el problema de la impunidad, no han funcionado.  Planteó que se debe “repensar en serio el sistema de procuración de justicia para poder romper el lastre de la impunidad.”

Reconoció también, como un error dotar de autonomía al Ministerio Público lo que ha llevado a generar un conjunto de fiscalías con un metapoder transexenal que en ocasiones se convierte en contrapeso de la acción del propio poder Ejecutivo local o federal. Así como la asociación de colusión y complicidades entre el crimen organizado y los agentes de seguridad del Estado principalmente municipales y estatales lo que ha disparado el fenómeno de la desaparición de personas.

Refrendó el compromiso del gobierno federal de atender las recomendaciones de las organizaciones internacionales y “enfrentar las inercias, obstáculos y resistencias que prevalecen en muchas áreas del Estado mexicano para poder remontar esta situación”.

En su turno, Guillermo Fernández Maldonado representante en México de ONUDH dijo que la agenda de las personas desaparecidas es una de las más complicadas que enfrenta el país y la que más atención internacional ha necesitado en la última década. Reafirmó su compromiso con las familias principalmente con las madres.

Destacó que la presentación del libro tiene lugar en un contexto de violencia del país que ha tenido en días recientes expresiones muy críticas, por lo que expresó su solidaridad con la población y la disposición del organismo internacional a colaborar con las autoridades.

Gabriella Citrioni y Carmen Rosa Villa, ambas de ONUDH y Santiago Aguirre del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez coincidieron en el contexto de impunidad casi generalizada a la que se enfrentan las madres de las personas desaparecidas y reconocieron que ellas han impulsado los importantes avances normativos y jurisprudenciales en años recientes en el nivel federal. Sin embargo, la realidad sobre la gravedad de la desaparición de personas es un recordatorio para redoblar esfuerzos de la sociedad y del Estado, principalmente.

Gabriella Citrioni del Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas o Involuntarias, hizo énfasis en que hay que leer todos los avances legislativos y jurisprudenciales desde la urgencia de lo familiar, cada minuto que pasa es demasiado. También pidió invertir seriamente en las acciones por parte del gobierno.

Santiago Aguirre del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez  dijo que el 30 de agosto no se conmemora la desaparición forzada sino conmemoramos a las víctimas, a todas y todos que son buscados y no encontrados. Asimismo, pidió un minuto de silencio en memoria de las y los desaparecidos y por Ezequiel Mora Venancio conocido como Don Cheque por su reciente fallecimiento,  padre de Alexander Mora Venencio uno de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa.

En resumen, son pocos los logros alcanzados desde la expedición de la Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas, Desaparición Cometida por Particulares y del Sistema Nacional de Búsqueda de personas en 2017, impulsada por el movimiento de familias, ya que cada día aumentan las personas desaparecidas y los cuerpos sin identificar.

De los casos

Irma Leticia Hidalgo madre de Roy Rivera Hidalgo de 18 años de edad, secuestrado por encapuchados armados con chalecos de la Policía Municipal de Escobedo, le fue arrancado en San Nicolás de los Garza en Nuevo León cuando iba con él en el 2011, dijo que también fue un crimen de estado en un país con 105 mil 22, más de 52 mil cuerpos sin identificar en los servicios forenses y cuatro mil 967 fosas clandestinas localizadas.

Durante 11 años en la búsqueda de su hijo, en un contexto de alta violencia e impunidad generalizada, Leticia Hidalgo refiere que ha conocido las entrañas del monstruo criminal y del monstruo de la justicia en México.  

SEM/MG

Comment here

Accesibilidad