Ejecutivo

Disminuyó número de víctimas de violencia familiar que recibían apoyo económico en CDMX

430 Vistas
  • En 2017, el Seguro Contra la Violencia Familiar se otorgaba a 5 mil 800 mujeres, hoy solo mil 666
  • Sin embargo, Claudia Sheinbaum Pardo anuncia que este año el presupuesto creció al doble

Sara Lovera
SemMéxico, Cd. de México, 31 de enero, 2022.- En la ciudad de México, una beca para las mujeres en situación de violencia, que se empezó a entregar en 2008, redujo el número de beneficiarias en seis años de 5 mil 832 a sólo mil 666, y la cantidad entregada si creció tres veces desde 2017.

No obstante, el gobierno de la ciudad informó hoy que este año se duplicaron los recursos para el programa “Bienestar para las Mujeres en Situación de Violencia”, al pasar de e 25 millones de pesos en 2021 a 50 millones de pesos en 2022.

Y las beneficiarias pasarán de más de 800 en 2021, a mil 666. Este programa que se llamó Seguro Contra la Violencia Familiar y se creó en 2008 durante el gobierno de Marcelo Ebrard Casaubon, nació para atender a las mujeres que son víctimas de violencia familiar que ponga en riesgo su integridad física y emocional e incluso su vida. (Gaceta Oficial de la Ciudad de México, 31 de enero 2017).

Estaba dentro de la Dirección General de Igualdad y Diversidad Sexual, que presidió la activista Patricia Patiño Fierro, ahora el programa está en la Secretaría de las Mujeres (SEMUJERES), de la ciudad.

El Seguro, que iba de apoyos económicos a la entrega de viviendas seguras, implicaba, en 2017 la entrega de mil 537 pesos al mes. El aumento del que habla ahora la oficina de comunicación del gobierno de la ciudad, es de un apoyo mensual para cada beneficiaria de cuatro mil 230 pesos a cinco mil pesos por persona por lo menos durante seis meses. No obstante que son mucho menos, a pesar de que aumentó en los últimos dos años exponencialmente la situación de violencia en la familia.

La información oficial contratas con lo que sucedía en 2017, cuando recibían este apoyo cinco mil 832, mujeres, cinco veces más que hoy. El 17 de junio de 2015 la entonces secretaria de Desarrollo Social (Sedeso), Rosa Icela Rodríguez, hoy secretaria de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, dio ese número de beneficiarias en la entrega de tarjetas y dijo que las acciones de este programa no se limitan a una transferencia monetaria, de mil 537 pesos al mes, por el contrario, se brinda una atención integral a las mujeres y sus hijos-hijas, al proporcionarles atención psicológica, apoyo legal o trabajo social.
Hoy el gobierno de la ciudad de México que encabeza Claudia Sheinbaum Pardo, señala que se han incorporado a este programa mil 666 y sólo de enero a junio de este año se beneficiaron mil 498.

Se informó, que este programa busca fortalecer la autonomía de las mujeres en situación de violencia por razones de género y en vulnerabilidad económica para contribuir en la reducción del riesgo feminicida.

Ahora también se trabajará en realizar 10 mil seguimientos efectivos a los procesos sociales, psicológicos y jurídicos de las beneficiarias, pues resulta fundamental combinar los apoyos monetarios con intervenciones complementarias que transformen roles y relaciones de género, como lo son la provisión de servicios esenciales de atención a la violencia. Idéntico propósito que en 2008.

Señala el boletín que, para el Gobierno de la Ciudad de México, la atención a las mujeres y niñas en situación de violencia es fundamental, por ello durante esta administración se ha realizado un fortalecimiento constante a este programa pues de 19 millones 570 mil pesos que recibió en 2020, la cifra casi se ha triplicado.

Según el portar oficial el bienestar para las mujeres en situación de violencia es un programa social cuya finalidad es el fortalecimiento de la capacidad económica, acceso a la justicia y generar un plan de vida para empoderar a las mujeres.

El apoyo se complementa con tres acciones: con el acercamiento a las mujeres a terapia psicológica individual o colectiva, asesorías jurídicas y así fomentar la toma de decisiones para iniciar o continuar los trámites legales en materia familiar o penal; y con atención del área de trabajo social, la cual da seguimiento a los estudios de caso de las beneficiarias para elaborar un plan de acción de vida libre de violencia que fortalezca su autonomía física, económica y social.

El programa Seguro Contra la Violencia Familiar se creó en 2008 por el Gobierno del entonces Distrito Federal para atender a las mujeres que son víctimas de violencia familiar que ponga en riesgo su integridad física y emocional e incluso su vida; así como a las mujeres en representación de sus hijas e hijos que sean víctimas de violencia por parte de cualquier integrante de la familia.

El programa buscó brindar un apoyo económico mínimo básico para que las mujeres puedan realizar los trámites y gestiones legales de forma que puedan acudir a recibir atención psicológica y de trabajo social, la cual se brinda como parte integral de la atención a mujeres víctimas de violencia, y a sus familias. Después de al menos 6 meses, incluso se les proporcionó una vivienda segura.

SEM/sl/sj

Comment here

Accesibilidad