COLUMNASDrina ErguetaTextura Violeta

Textura Violeta| Las mentiras favoritas

157 Vistas

Drina Ergueta

SemMéxico, La Paz, Bolivia, 8 de noviembre del 2022.- Qué es verdad y que es mentira, ya no se sabe o parece que cuesta descubrirlo. Todo está tan contaminado que los discursos que se hacen en Bolivia en las últimas semanas ya solo destilan conveniencias y, particularmente, mucho odio. Esto desde los actores políticos, los mismos medios de comunicación posicionados y fundamentalmente en las redes sociales que invaden con vídeos, frases y memes para consumo de sus creyentes fanatizados/as.

Ya son más de dos semanas que uno de los departamentos del país, Santa Cruz, realiza un paro cívico en demanda de que el Censo Nacional de Población y Vivienda se lleve a cabo el año 2023 y no el 2024 como está previsto. Esto ha generado un intento de bloqueo económico de parte del gobierno a esta región, una movilización de organizaciones sociales del país que respaldan esta gestión gubernamental o que simplemente están en contra del paro; una serie de enfrentamientos verbales y físicos entre quienes defienden las dos posturas; una destilación de odios de tipo regional, racista, de clase y también machista.

La violencia contra las mujeres está presente e impune en estos puntos de enfrentamiento, un lugar en que los machos se miden las fuerzas a golpes en los puntos de bloqueo; mientras que, en las esferas de poder regional y nacional, las pocas mujeres que participan reciben en redes constantes ataques misóginos.

¿Es tan importante la fecha, así sea de una diferencia de pocos meses? No se ha dado una explicación clara ¿Qué sentido tiene si no es ganar una batalla de poder político? Que es una demanda técnica y no política es a la vista una mentira. Y quienes la defienden lo saben y si se lo creen se autoengañan. Toda la gente que defiende el paro cívico sabe que no es por el censo, es una medida “por Santa Cruz” (que incluye muchas demandas razonables o no, identitarias, de clase, de poder político) y “contra el gobierno” e incluso “para llegar al gobierno”.

Por otra parte, ¿por qué se pospuso el censo del 2022 al 2024?, ¿por qué el INE tiene un perfil tan bajo si se trata de un asunto que le compete directamente? Es el gobierno, con sus representantes, que gestiona el tema y lo vuelve, así, más político que técnico y genera grandes dudas.

Los medios se apuntan posicionados en ambos lados. Se publica sólo o principalmente una de las versiones mientras que la otra se invisibiliza; se azuzan los odios con los titulares; no se toma en cuenta que el país es diverso, por ejemplo, incluso en la misma Santa Cruz donde no toda la población está de acuerdo con el paro; otro ejemplo, no se cuestiona nada de lo dice según qué personaje, mientras que se pone en duda o minimiza todo lo del otro. 

Es imposible nombrar y describir la cantidad de frases e imágenes que circulan en este enfrentamiento en que participa intencionadamente o por resbalo mucha gente, prácticamente toda persona que tenga redes sociales un poco activas. Insultos y descalificaciones y poco argumento alrededor de mentiras, como el asunto del censo, que sólo convencen a sí mismos/as y a quienes comparten esas posturas.

No hay debate con mentalidad abierta, con intención de entender a la situación o a la otra parte, con ganas de rescatar algo de lo que se dice. Podría ser posible en ciertos niveles de racionalidad e independencia. Podría ser si desde posiciones de poder se llamara al diálogo en serio y no al incendio constante. Es que para estos no tiene sentido porque no se trata del censo, daría igual cualquier tema, se trata de ganar, se trata de poder, de tomarlo o mantenerlo.

La gente sabe, tampoco es que la engañen, aunque haya quien repita el discurso mentiroso con fe ¿Por qué se cree consignas sabiendo que son mentiras? Suena a “metafísica popular”, pero es así. Es su verdad o su mentira favorita, ¿quizás porque la otra opción es vergonzante? Porque, por ejemplo, ir de frente y gritar ¡Hay que bajar a este gobierno! y movilizarse para ello, ¿es llamar o participar, según cómo se mire, en un golpe de Estado?

Drina Ergueta

Equa Research S.L.Red Internacional de Periodistas con Visión de Género+34 656980891

Comment here

Accesibilidad